igashino

No suelo tener buena opinión de los superventas porque, aunque todo el mundo quiere ganar dinero escribiendo (y el que no lo diga miente), no es lo mismo que escribir y ganar dinero. Para ello no sólo es necesario vender muchísimo sino escribir en un género de moda, como es la novela policíaca. Otra cosa son los libros con grandes ventas que, además, son libros de calidad. Como hoy vamos a hablar de un autor japonés, mencionaré a Yoko Ogawa o Haruki Murakami, eterno aspirante al Nobel como ejemplo de buenos autores que venden muchos ejemplares. En mi opinión, el epítome es Stephen King, cuyo libro autobiográfico On Writing, con excelentes consejos para escritores principiantes y no tanto, no deja lugar a dudas sobre esa distinción que indicábamos: ser escritor o querer escribir para tener fama y fortuna (sea cual fuere) o hacer ambas cosas. No sé cuál fue la motivación de Higashino para dedicarse a la escritura, pero lo cierto es que es un autor que haríamos bien en seguir, como ya hace un ingente número de lectores en Japón.

La devoción del sospechoso X, pertenece al género de moda, la novela policíaca, como decíamos, que, junto con la histórica ha invadido las librerías. Me ha encantado la trama muy cuidada y verosímil, aunque no habitual, casi cinematográfica, con personajes muy bien creados y lenguaje cuidado. Higashino mantiene en vilo al lector de una manera sutil, tal  y como solemos disfrutar en otras obras japonesas, debido a la atmósfera y los detalles y sin necesidad de aburrirnos con cientos de páginas de absoluto tedio.

Lo que me ha resultado más interesante es que el nudo de la trama no está en manos de la policía, como cabría esperar, sino en dos personajes, genios de las matemáticas. Al salir de los tópicos y evitar errores salvajes como la recuperación de la información sin ser un cansino y considerar estúpido al lector, nos encontramos ante una obra de calidad para disfrutar de un rato de evasión. Como sabéis, no es este tipo de novelas el que suelo reseñar, pero la buena literatura no hace distingos y, en estos tiempos en los que parece que se publica al peso, el buen hacer se ve en los detalles y es de recibo darlo a conocer sin el elitismo tan propio de este mundillo.

Cualquier cosa bertadelgadomelgosa@gmail.com ❤

Anuncios